17 Objetivos en busca del equilibrio económico, social y medioambiental

Con la aprobación de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, la Asamblea General de Naciones Unidas estableció un marco de desarrollo para los próximos 15 años. Como parte de esta Agenda, se aprobaron los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) los cuales, representan un compromiso internacional para hacer frente a los retos sociales, económicos y medioambientales de la globalización

En la página web de Naciones Unidas, se pueden consultan los 17 ODS y sus 169 metas de carácter integrado, las cuales representan las esferas económicas, social y ambiental.

Los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), son:

  1. Erradicar la pobreza en todas sus formas en todo el mundo.
  2. Poner fin al hambre, conseguir la seguridad alimentaria y una mejor nutrición, y promover la agricultura sostenible.
  3. Garantizar una vida saludable y promover el bienestar para todos y todas en todas las edades.
  4. Garantizar una educación de calidad inclusiva y equitativa, y promover las oportunidades de aprendizaje permanente para todos.
  5. Alcanzar la igualdad entre los géneros y empoderar a todas las mujeres y niñas.
  6. Garantizar la disponibilidad y la gestión sostenible del agua y el saneamiento para todos.
  7. Asegurar el acceso a energías asequibles, fiables, sostenibles y modernas para todos.
  8. Fomentar el crecimiento económico sostenido, inclusivo y sostenible, el empleo pleno y productivo, y el trabajo decente para todos.
  9. Desarrollar infraestructuras resilientes, promover la industrialización inclusiva y sostenible, y fomentar la innovación.
  10. Reducir las desigualdades entre países y dentro de ellos.
  11. Conseguir que las ciudades y los asentamientos humanos sean inclusivos, seguros, resilientes y sostenibles.
  12. Garantizar las pautas de consumo y de producción sostenibles.
  13. Tomar medidas urgentes para combatir el cambio climático y sus efectos.
  14. Conservar y utilizar de forma sostenible los océanos, mares y recursos marinos para lograr el desarrollo sostenible.
  15. Proteger, restaurar y promover la utilización sostenible de los ecosistemas terrestres, gestionar de manera sostenible los bosques, combatir la desertificación y detener y revertir la degradación de la tierra, y frenar la pérdida de diversidad biológica.
  16. Promover sociedades pacíficas e inclusivas para el desarrollo sostenible, facilitar acceso a la justicia para todos y crear instituciones eficaces, responsables e inclusivas a todos los niveles.
  17. Fortalecer los medios de ejecución y reavivar la alianza mundial para el desarrollo sostenible.

La Agenda 2030 pone a las personas en el centro, se asienta sobre la base de los derechos humanos universales y busca un desarrollo sostenible global tanto a nivel económico como social y medio ambiental

En la página web de Naciones Unidas, se pueden consultar con más detalle los 17 ODS y comprobar la situación de partida con datos, cuales son las metas que se han establecido para cada uno de ellos así como enlaces y noticias de interés relacionadas. Una lectura muy recomendable.

Los ODS y el mundo de la empresa

Desde 2015 los distintos estados han centrado sus esfuerzos en el cumplimiento de esta Agenda 2030 y de sus ODS. España, por supuesto, no es una excepción. Nuevas normativas como la Ley de Igualdad o la Ley de Cambio Climático y Transición Energética, y otras que se espera se apliquen en breve como laLey de Residuos y Suelos Contaminados, van encaminadas al cumplimiento de la Agenda 2030 y respaldan el compromiso de las administraciones con los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Sin embargo, todo el mundo es necesario para alcanzar estos objetivos tan ambiciosos. La creatividad, el conocimiento, la tecnología y los recursos financieros de toda la sociedad serán necesarios para ello. Las empresas, grandes y pequeñas, están llamadas a convertirse en importantes agentes de este cambio. Ellas, y los profesionales que las conforman.

En España, la Red Española del Pacto Mundial y la Secretaria de Estado para la Agenda 2030 han publicado un informe llamado “Contribución de las empresas españolas a la Estrategia de Desarrollo Sostenible 2030: una consulta integral”, que es muy esclarecedor en este sentido.

Podéis consultar y descargar íntegramente el informe desde la web de la Red Española del Pacto Mundial.

De este informe se desprende que un 85% de las empresas españolas está trabajando en alguno de los aspectos que se reflejan en los ODS. Este porcentaje varía mucho en función del tamaño de la empresa (99% grandes empresas, 83% pymes y 61% autónomos).

En concreto, los ámbitos en los que más se están centrando nuestras empresas son el ODS 5 Igualdad de Género, el ODS 3 Salud y bienestar y el ODS 13 Acción por el clima.

En el otro extremo, los ODS en los que menos están trabajando nuestras empresas son el 14 Vida Submarina, el 2 Hambre cero y el 16 Paz, justicia e instituciones sólidas.

Si pensamos en acciones concretas son muchas las cosas que se pueden hacer desde las empresas para alcanzar el deseado equilibrio entre economía, justicia social y medio ambiente. Por ejemplo:

  • Desarrollar e implementar planes de igualdad que permitan la igualdad de oportunidades entre hombres y mujeres.
  • Establecer canales de comunicación cercanos y accesibles en los que los trabajadores puedan mostrar sus quejas, sus denuncias o sus sugerencias.
  • Apostar por la conciliación laboral y familiar, la flexibilidad horaria, el teletrabajo…
  • Fomentar la eco-innovación y la digitalización y uso de sistemas de información y gestión más eficientes.
  • Fomentar la movilidad sostenible, apostar por materias primas km.0 o recicladas y por el consumo local.
  • Implementar políticas de residuos cero y apostar por la economía circular diseñando y creando productos y servicios más sostenibles desde su concepción.
  • Medición de la huella del carbono, uso de energías renovables, reducción de emisiones.
  • Realizar formaciones o jornadas, charlas, etc. para trabajadores o para la comunidad sobre temas de igualdad, sostenibilidad, etc.
  • Llevar a cabo proyectos de acción social en su entorno cercano o contribuir a proyectos en países desfavorecidos: recogida de alimentos, patrocinio de equipos deportivos (fomentan un estilo de vida saludable entre los jóvenes…).

Esta no es una lista cerrada, ni mucho menos, pero nos permite ver e amplio abanico de áreas en las que podemos y debemos avanzar si queremos un mundo más equilibrado y sostenible.

Por otro lado, cabe destacar la necesidad de concreción en las medidas a adoptar cuando se desarrollan políticas sociales o medioambientales en las empresas.

Y es que el citado informe de la Red Española del Pacto Mundial nos dice que aunque las “empresas disponen cada vez más de políticas relacionadas con el desarrollo sostenible, no disponen medidas para ponerlas en práctica. Por ejemplo, un 47% de las empresas consultadas dispone de una política de RSC, pero solo el 27% forma a sus empleados/as en sostenibilidad; en aspectos medioambientales, un 50% dispone de políticas de medioambiente, pero solo un 28% mide sus emisiones de CO2; en el ámbito de anticorrupción, un 53% dispone de un código ético, pero solo el 25% dispone de canales de denuncias”.

Beneficios empresariales de contribuir a la consecución de los ODS

Además de ser un agente activo en la construcción de una sociedad más equitativa, equilibrada y justa, el hecho de desarrollar en el seno de la empresa acciones encaminadas a la consecución de los ODS puede reportar a las empresas otros beneficios: una mayor atracción y retención del talento, una cultura empresarial más fuerte, mayor visibilidad, una valoración más positiva por parte de posibles clientes, colaboradores o proveedores, mayores posibilidades de financiación (fondos verdes, etc.), etc.

En Grupo Innova lo tenemos claro y por eso formamos parte de la iniciativa a nivel mundial más importante para la sostenibilidad empresarial y es que nosotros #apoyamoslosODS

Este artículo mismo es un ejemplo de este compromiso con los ODS y su divulgación. También podemos ayudarte a implementar en tu empresa iniciativas de RSC y sostenibildad.

Antecedentes de los ODS

Los ODS vienen a sustituir y ampliar los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM).

En la Cumbre del Milenio de las Naciones Unidas del año 2000, 189 países se comprometieron a trabajar unidos para erradicar la pobreza extrema y convertir el derecho al desarrollo en una realidad para todos.

Para ello firmaron la Declaración del Milenio en la que se recogían 8 grandes objetivos con sus correspondientes metas e indicadores y se establecía el año 2015 como plazo para alcanzarlos.

Los 8 ODM son:

  • Objetivo 1: Erradicar la pobreza extrema y el hambre.
  • Objetivo 2: Lograr la enseñanza primaria universal.
  • Objetivo 3: Promover la igualdad entre los géneros y la autonomía de la mujer.
  • Objetivo 4: Reducir la mortalidad infantil.
  • Objetivo 5: Mejorar la salud materna.
  • Objetivo 6: Combatir el VIH/SIDA, el paludismo y otras enfermedades.
  • Objetivo 7: Garantizar la sostenibilidad medioambiental.
  • Objetivo 8: Fomentar una asociación mundial para el desarrollo.

Con los ODM se reconoció explícitamente y de manera global la dependencia recíproca entre el crecimiento económico, la reducción de la pobreza y el desarrollo sostenible.